¿Qué es el ego? Significado y características

¿Qué es el ego? Significado y características

0 7419

¿Qué es el ego? Significado y características

“El ego es la instancia psíquica a través de la que el propio individuo se reconoce como sí mismo, como “yo”, siendo consciente de su propia identidad. Si bien, es una identidad falsa.”

 

Si tomamos todas las creencias de qué somos – sobre nuestra personalidad, talentos y habilidades – tenemos la estructura de nuestro ego. Estos talentos, habilidades y aspectos de nuestra personalidad serán atributos de nuestras destrezas. El ego es una parte dinámica y activa de nuestras personalidades, que juega un papel principal en la creación del drama emocional de nuestras vidas.

 

Cuando tenemos pensamientos sobre nosotros mismos estamos construyendo una imagen sobre nosotros mismos. El tipo de pensamientos que se le atribuyen a la estructura del ego son:

“No soy bueno en matemáticas.”

“Nadie me quiere.”

“Soy inteligente.”

“Soy mejor que tú.”

“Mis pecas me hacen feo.”

“Fue estúpido por mi parte.

El ego se esconde detrás del “Yo” en estos pensamientos declarativos sobre la identidad.

 

Características del ego

Puede ser beneficioso conocer las caracteristicas del ego para saber detectarlo
Puede ser beneficioso conocer las caracteristicas del ego para saber detectarlo

 

  • El ego mantiene el mundo como una ilusión. El ego no te permite ver el mundo de forma real. Te mantiene aislado y separado, sesgado y crítico. Por esto, a menudo, se dice que es una ilusión.

 

  • El ego defiende. Cuando alguien te dice una crítica constructiva podrías comenzar a explicarles por qué hiciste lo que hiciste. Cuando intentas defender tus acciones, el ego es quien está hablando. El ego absorbe toda la personalidad en todos los aspectos. El ego puede ser ofensivo así como defensivo, aunque suele mantener una imagen propia positiva.

 

  • El ego nunca está satisfecho. Cuando el ego consigue lo que piensa que quiere, pide más. Una persona puede tener una casa grande, un coche caro, ropa de marca, dinero, y aún así, seguir totalmente insatisfecha.

 

El ego nunca esta satisfecho, siempre quiere que la persona consiga mas y mas
El ego nunca esta satisfecho, siempre quiere que la persona consiga mas y mas
  • El ego es quién crees que eres. Cuando te identificas con tu nombre, con tu pasado, con tus valores, con tus deseos y sentimientos – estas cosas son quienes crees tú que eres. En otras palabras, el ego es la expresión exagerada de tus valores y sentimientos.

 

  • El ego necesita del pensamiento para existir. Sin la acción de pensar, el ego no puede existir. No puedes experimentarlo concentrándose simplemente en tu respiración y en nada más. No tendrás pensamientos ni experiencias, tan solo respirarás, y, por lo tanto, no habrá ningún tipo de ego.

 

  • El ego es esquivo. Cuando crees que has deshecho del ego, reaparecerá en forma de pensamiento, otro concepto u otra vía. Hará cualquier cosa que esté en su poder para permanecer vivo y buen estado.

 

  • El ego tiene el tiempo limitado. Cree que la muerte es el fin de la persona – el ser que habita el cuerpo. El ego necesita ver el cuerpo, el nombre, el pasado y el futuro como real, con el objetivo de permanecerse. Debe defender y proteger esa identidad en todo momento y a cualquier coste.

 

El ego desenmascarado

Cuesta mucho tiempo y esfuerzo conseguir desenmascarar al ego
Cuesta mucho tiempo y esfuerzo conseguir desenmascarar al ego

¿Por qué es tan difícil de explicar o describir? El ego es difícil de definir porque no es una cosa específica. Está compuesto por muchas creencias diferentes, que una persona adquiere a lo largo de su vida. Estas creencias pueden ser diversas e incluso contradictorias. Para complicarlo más aún, cada persona cuenta con un ego diferente. El desafío de llegar a ser consciente de tu ego personal es muy difícil debido a que nuestra cultura no nos recompensa el dirigir nuestra atención hacia dentro de nosotros mismos, ni el darnos cuenta de estas cosas.

 

Cómo detectar el ego

El ego es difícil de ver debido a que está debajo de opiniones que parecen ser verdad y porque no nos paramos a hacerlo. Puedes conseguirlo dándote cuenta de ciertos pensamientos, similares a los de la lista de arriba. El camino más fácil para detectar el ego es por el rastro que las reacciones emocionales dejan tras de sí: ira hacia un ser querido, la necesidad de tener razón, un sentimiento de inseguridad en ciertas situaciones, sentimientos de envidia que son inexplicables, la necesidad de impresionar a alguien, etc.

 

Estas emociones pueden ser atribuidas a falsas creencias que engloban al ego. Al comienzo es más fácil ver los síntomas de las emociones resultantes y del drama, en vez de lo que el ego causa.
El proceso de deteccion del ego puede llevar mucho tiempo por lo que debemos tener paciencia
El proceso de deteccion del ego puede llevar mucho tiempo por lo que debemos tener paciencia

Uno de los aspectos más engañosos del ego es que genera reacciones emocionales poderosas, y después nos culpa por cómo hemos reaccionado. Con respecto a la ira, nosotros reaccionamos desde el ego, basándonos en las creencias de lo que es correcto y lo que “conocemos mejor” que cualquier otra persona. Quizá exista también una interpretación victimista de traición o de injusticia. Después de que hayamos sobreaccionado con ira nos sentiremos muy mal por cómo nos hemos expresado.

 

El ego se mueve hacia una “justicia propia” que “conoce mejor” y nos recrimina la reacción exagerada que hemos tenido.

 

Al mismo tiempo, asume la identidad de ser el “idiota estúpido” que no pensó nada mejor y asume la culpa de la sobrereacción. Todas estas actitudes, pensamientos, y creencias ocupan un lugar en la mente, e incluso aunque sean completamente diferentes, asumimos que todas proceden de nosotros mismos. Si realmente todas estas expresiones procedieran de nuestro yo genuino, no serían contradictorias, y seríamos capaces de pararlas.

 

Para una persona que no sea consciente de esto, es difícil discernir la diferencia entre lo que es el ego y lo que es él, realmente. Ellos se preguntan, “¿Qué me ha hecho reaccionar de esa forma?” Incluso su análisis post-emocional carecerá de la consideración para ver las distintas partes de su sistema de creencias en el trabajo, como algo separados de sí mismos.

 

Como resultado de esto, todo lo que expresen será para culpabilizarse a “sí mismos”  por una de las condenadas voces que están en sus cabezas. De hecho, el ego cambia el análisis hacia una crítica propia, un proceso de culpa. Cuando el ego controla el proceso de reflexión, no tienes oportunidad para ver el origen de tus dramas emocionales. Mientras tanto, el ego se reafirma y se oculta bajo la propia crítica.

 

Dejar el ego

Debido a que el ego tiene múltiples aspectos, no es práctico ni efectivo disolver todos al mismo tiempo, por lo que tampoco es probable que logres hacerlo. Al igual que un árbol o arbusto grande que está cubriendo el patio, no puedes levantarlo y tirarlo a la basura – debes cortarlo en piezas manejables para poder deshacerte de él.

 

Dejar el ego ayuda a avanzar y sentirse libre de creencias falsas
Dejar el ego ayuda a avanzar y sentirse libre de creencias falsas
Este mismo planteamiento es eficaz para dejar ir las creencias falsas que conforman el ego. Comienza por detectar pensamientos individuales que lo refuerzan, luego deja de lado las creencias, separándote a ti mismo de la falsa identidad de tu propio ego.

 

Hemos pasado años construyendo las imágenes de nuestro ego, viviendo con ellas en nuestro interior, y reforzándolas. Extraer todo este entramado de falsas creencias llevará mucho más tiempo que unos pocos días. Al igual que aprender a leer, practicar matemáticas, caminar y realizar una habilidad con un nivel destacable.

 

Las cosas que valen la pena necesitan tiempo y práctica.

 

Fuentes:

https://www.spiritualresearchfoundation.org/es/que-es-el-ego-definicion

http://dictionary.cambridge.org/dictionary/english/ego

University of Notre Dame

 

SIN COMENTARIOS

Deja una Respuesta