Cómo funciona la medicina natural o herbaria

Cómo funciona la medicina natural o herbaria

0 370

La medicina natural o herbaria data a miles de años atrás y se ha implantado en casi todas las culturas que existen.

Pero, ¿cómo funciona y por qué es tan popular? Sabemos que si los ingredientes que le ponemos a nuestros cuerpos son puros, naturales, vivos, entonces lo mismo pasará con nuestros cuerpos, y la medicina no es la excepción.

La medicina natural está creciendo de nuevo en popularidad en los tiempos modernos debido al hecho de que son naturales, seguras y libres de efectos secundarios. El otro beneficio de usar medicina natural es que le da a tu cuerpo la oportunidad curarse a sí mismo al activar funciones saludables. Esto es algo en la que la medicina farmacéutica falla. Esto es porque los componentes de nuestro cuerpo son hechos de forma natural.

En este artículo vamos a explicar cómo la medicina natural o herbaria logra esta increíble hazaña, y cómo la ciencia lo está reconociendo.

¿Qué es la medicina natural o herbaria?

La medicina natural es la práctica de usar extractos de plantas para el propósito de sostener o restaurar la salud. Las partes de plantas usadas incluyen raíces, hojas, cortezas, flores, frutas y cualquier otra parte que contenga el componente activo requerido medicinalmente.

Los antiguos egipcios, griegos, españoles, romanos, aborígenes, africanos y muchas otras culturas tienen una larga historia con la medicina natural. Se veía como los animales enfermos eran encontrados comiendo plantas específicas cuando estaban convalecientes. Se ha encontrado que estas hierbas también tienen beneficios sobre los humanos.

Incluso la Biblia habla de la medicina natural “y junto al arroyo, en su ribera de una parte y de otra, crecerá todo árbol de comer: su hoja nunca caerá, ni faltará su fruto: a sus meses madurará, porque sus aguas salen del santuario: y su fruto será para comer, y su hoja para medicina”. Ezequiel 47:12.

Las primeras medicinas

Un extracto de la corteza del sauce blanco fue usado por siglos para tratar varias fiebres e inflamaciones. El principio activo en el sauce blanco, salicina o ácido salicílico, tiene un sabor amargo e irritaba la mucosa intestinal, pero con una simple modificación química fue mucho más aceptable. Esto era ácido acetilsalicílico, mejor conocido como aspirina, la primera medicina. De hecho, el 25% de las medicinas farmacéuticas modernas se originan de plantas.

Extractos de un sauce blanco.

¿Qué medicinas contienen las plantas?

Las plantas contienen compuestos terapéuticos llamado fitoquímicos. Todos sabemos de las sustancias llamadas cafeína, nicotina, cocaína y opio. Estos son ejemplos de fitiquímicos. Existen miles de fitoquímicos diferentes los cuales son aplicados en la medicina herbaria y cada planta es única.

Estos compuestos van desde simples fibras, gel y proteínas, hasta neurotransmisores complejos y células mediadoras específicas.

Cómo funciona la medicina natural

Los naturistas tratan de encontrar la causa subyacente de una enfermedad en lugar de tratar los síntomas individuales. Ellos creen que el uso de tinturas y tónicos herbales pueden ayudar al cuerpo a sanarse al restaurar la harmonía y el equilibrio y al activar la “fuerza viva” del cuerpo.

La “sinergia” herbaria es, como creen los naturistas, el principio principal de la medicina natural. Sus remedios son extraídos de hojas, pétalos y raíces de plantas y son una mezcla compleja de muchos compuestos diferentes. Mientas que la farmacéutica convencional será un solo ingrediente activo, la idea de la “sinergia” herbaria explica que los cientos sino miles de constituyentes de un extracto de planta funcionan juntos para tratar una enfermedad.

Por ejemplo, la efedrina, una medicina antiasmática, fue primero aislada de la planta Ephedra, tradicionalmente usada para tratar complicaciones en el pecho. Uno de los efectos secundarios de la efedrina es que aumenta la presión sanguínea. Los naturistas señalan que entre los muchos compuestos encontrados en la planta es uno que reduce la presión sanguínea. Entonces, los remedios naturales o herbarios contienen un compuesto para tratar el pecho pero también para contrarrestar los efectos secundarios de ese compuesto.

Otro ejemplo de la sinergia herbaria se puede encontrar en la planta ulmaria, el cual es usada para complicaciones en el estómago. La planta contiene ácido salicílico el cual está estrechamente relacionado con la aspirina. El compuesto puede causar sangramiento interno en las paredes estomacales pero la ulmaria contiene compuestos llamados polifenoles, los cuales protegen el estómago.

La superioridad de la medicina natural

Lo que hace que la medicina natural sea superior es que las plantas están compuestas únicamente de un coctel exacto de muchos compuestos, no solo un compuesto aislado, como uno farmacéutico. Esto significa que el efecto es más balanceado, y que se previenen los efectos secundarios. El problema con las medicinas convencionales que crea el hombre son los muchos efectos secundarios y la toxicidad eventual.

Cuando una medicina herbaria se usa el efecto es mucho más gentil, balanceado y sanativo. Usualmente el órgano o sistema que se trata es apoyado e impulsado a trabajar adecuadamente. Esto significa que después de un tratamiento con medicina natural el cuerpo es potencialmente sanado. Los tratamientos herbarios se pueden parar sin un efecto rebote.

Normalmente este no es el caso con las medicinas artificiales.

La decisión de seguir un tratamiento herbario usualmente involucra más compromiso por parte del paciente, ya que se requieren cambios en la dieta y en el estilo de vida para obtener los mejores resultados.

Remedios caseros

Otro aspecto genial de la medicina natural es que puedes encontrar muchas cosas que puedes hacer desde casa. Puedes sembrar pantas como estas para tu farmacia casera:

  • Aloe vera: para curar quemaduras y heridas.
  • Lavanda: para la congestión, tos, y resfriados.
  • Consuelda: para dolores y articulaciones lesionadas.
  • Tomillo: para alejar los virus.
  • Matricaria: para evitar migrañas.
  • Romero: protege el cerebro.
  • Diente de león: mantiene los riñones libres de piedras.

Puedes preparar tus propias mezclas, lociones, infusiones y mucho más. Solo es cuestión de investigar un poco y tomar el control de tu salud.

Medicina preventiva

La medicina natural a menudo se categoriza como medicina preventiva. Esto significa que se puede usar a largo plazo para reforzar y tonificar los órganos, tejidos y glándulas. Algunos ejemplos de esto son las hierbas tónicas como el ginseng y el ginkgo para la salud cerebral.

Una desintoxicación a base de hierbas cada año para limpiar el colon y el hígado también es una excelente manera de usar la medicina natural para prevenir desequilibrios metabólicos, toxicidad e inflamación.

The following two tabs change content below.

Omar Morante

Entusiasta de la tecnología, con ganas de entender mejor como funciona el mundo. Me gusta la ciencia, y en ComoFuncionaQue quiero contribuir al mundo escribiendo artículos de interés. Graduado en Ingeniería en Mantenimiento Industrial.

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario